Industrial Decoman Cargando

Servicios

Ignifugación de estructuras

IGNIFUGACIÓN DE ESTRUCTURAS CON PINTURA INTUMESCENTE

Las pinturas de protección pasiva contra el fuego tienen como función vital; garantizar la seguridad de las personas y evitar posibles consecuencias catastróficas cuando se producen incendios.

Para elegir la opción más adecuada hay que tener en cuenta varios factores, entre ellos la resistencia al fuego (RF) que es determinada por el ingeniero técnico que realiza el proyecto teniendo en cuenta el tipo de estructura y el uso del recinto donde se encuentra.

¿Cómo es?

La pintura intumescente es de base al agua y exenta de fibras, formulada a base de copolímeros acrílicos, destinada al revestimiento de los elementos estructurales para su protección pasiva contra el fuego. Es la alternativa más utilizada para el ignifugado de estructuras de acero.

¿Cómo se aplica?

Se puede aplicar a pistola o manualmente.

¿Qué resistencia al fuego (RF) podemos coseguir?

Podemos conseguir un RF comprendido entre un RF-15 y un RF-120.

¿Qué ventajas ofrece?

La principal ventaja que ofrece respecto a otros tipos de protección es su acabado, higiene y capacidad de soportar vibraciones. Tiene un acabado liso y uniforme, lo que le confiere unas condiciones ideales para un mejor aspecto visual de la estructura a tratar, así como evitar la acumulación de polvo, al contrario de lo que ocurre con el mortero ignífugo. En industrias como la alimentaria es obligatorio este tipo de acabado para evitar cualquier tipo de acumulación de suciedad, bacterias, desprendimientos, etc.